- nuestros temas -




miércoles, 23 de febrero de 2011

FOTOGRAFÍA DE ALTA VELOCIDAD. Por Jesús Salas y Lourdes Delgado.

Plantearse la fotografía de aves en vuelo, congelando sus rápidos movimientos, sobre todo si son tan rápidos como las de los pequeños páridos que habitan en el pinar, supone un reto complejo pero muy gratificante cuando se comienzan a obtener resultados.

Una condición que nosotros recomendaríamos cuando tengamos la intención de realizar este tipo de fotografía con estas pequeñas aves, es la de disponer de un comedero que lleve ya un tiempo en funcionamiento, y al que las aves se hayan acostumbrado y no desconfien de cambios en su entorno, como nuevos posaderos, flashes con sus trípodes, cámaras, etc. Incluso, que estén bastante acostumbrados a las personas que lo cuidan. Esto nos facilitará mucho los primeros pasos en esta técnica que necesita de muchas pruebas preliminares y por lo tanto, de la colaboración absoluta de las pequeñas aves que se pretende fotografiar.


Nosotros ya llevamos más de dos años manteniendo de forma constante este comedero-bebedero al que acuden de forma habitual durante todo el día multitud de aves de todo el pinar. El comedero está colgado del tronco de un árbol y es el centro de atracción de las aves.


Alrededor del mismo solemos disponer todo tipo de instalaciones dependiendo para que fin se necesiten. Posaderos para composiciones fotográficas, bebederos, o como es este caso, un bebedero decorado con musgos y un posadero para una sesión de fotografía de alta velocidad.


El bebedero se ha dispuesto en una zona donde da la sombra toda la mañana (momento en el que solemos hacer las sesiones fotográficas), y que está orientado mirando hacia una zona de pinar que ilumina la luz del sol. De esta forma tendremos poca luz ambiente para la iluminación con flash de las aves y el bebedero, y luz solar para el fondo de las fotos.

El bebedero es el típico que ya solemos montar en otras ocasiones (se puede leer su montaje en otras entradas de este blog), decorado con musgo y algunas cortezas con líquenes.



Se le coloca de espalda al sol de la mañana, y con un posadero cercano por donde queremos que entren las aves.

Las aves, en nuestro caso, siempre parten del arbusto cercano que para ellas representa una zona segura, volando al posadero que hemos emplazado para este fin. Allí observan el montaje y toman confianza para decidirse a lanzarse a la zona del bebedero donde las espera la comida.



El bebedero se ha decorado con piedras, agua, cortezas y musgo.


Como se puede ver en la foto, se ha disimulado la comida (manteca en este caso, de color blanco) por detrás del musgo para que no salga en la fotografía.


Se pretende que los pájaros pasen del posadero, en dirección a la comida, cortando la barrera de infrarrojos que está en la entrada al bebedero en esa dirección (como se ve en la imagen) momento en el que la cámara hará la fotografía.


Para conseguir esto hemos dispuesto una iluminación con tres flashes, colocados dos a los lados de la cámara, en manual a 1/16 de potencia y uno lateral trasero a 1/8 de potencia. De esta forma los dos frontales iluminan al ave por delante por ambos lados para no crear sombras, y el trasero da una luz de relleno que evita halos molestos y transparencias. Además colocados un poco más altos que el ave iluminan también la decoración de musgo del bebedero.

Los controles de la cámara se han dispuesto en un ISO 100 para ganar en nitidez, velocidad a 1/200 y apertura f11. Se calcula esto midiendo y haciendo algunas fotos de prueba sin la luz de los flashes al fondo. Así veremos como nos quedará de iluminado y lo fijaremos a nuestro gusto.


Una vez dispuestos cámara y flashes, se coloca la barrera un poco antes de donde preveemos hacer la foto. Habrá que hacer varias pruebas, incluso algunas fotos con las aves ya entrando para ver los posibles fallos de encuadre, enfoque (que se pone en manual) y retardo de la barrera.


Ahora ya es tener mucha paciencia, y constancia, y hacer muchas pruebas hasta empezar a conseguir resultados a nuestro gusto.




Al principio muchas imágenes fuera de encuadre serán la normalidad hasta que consigamos ajustar todo para que vayan quedando las fotos a nuestro gusto.


Esperamos que os haya sido de interés nuestra experiencia. Os seguiremos contando más cosas sobre esta fascinante técnica en próximas entradas.












Muchas gracias por vuestros comentarios amigos. Hasta la próxima

10 comentarios:

ricardo dijo...

Enhorabuena a los dos por este fantástico artículo.
Es estupendo contar con gente como vosotros dispuestas a compartir con los demás eso "secretos" que tanto cuesta descubrir y lograr.
Más de uno os lo va a agradecer enormemente.
Un abrazo

Tomás dijo...

Esto es un tutorial estupendo, es cierto que son los primeros pasos, pero está lleno de deatalles, y cosas para aprender,
Me gustaría saber porque el flash master le habeis puesto a conta luz, y con más intensidad
un abrazo, y gracias por compartir
Tomás

Javier López dijo...

Estupendo chicos. Muy descriptivo. Estas iniciativas ayudan un montón y son muy útiles para todos.
Gracias por conmpartirlo con nosotros.
Un saludo

Lourdes y Jesús dijo...

Muchas gracias a vosotros por la dedicación que ponéis para que QN salga adelante.

Nos alegramos que os guste este tutorial sobre alta velocidad. Siempre hemos pensado que compartir es lo que al final nos enriquece a todos.

Tomás, sobre tu pregunta: Hemos colocado un flash de relleno por detrás del ave para evitar que las alas salgan con transparencias al estar usando un fondo iluminado con luz natural. Y lo situamos de arriba a abajo, es decir alto sobre el pájaro, para que no cree sombra por delante del mismo. Todo esto a base de probar y meter la pata. Lo hemos dispuesto a 1/8 porque es la máxima potencia del flash. Es uno baratito (nº guía 33), de marca china, que después de investigar y probar resulta que tiene su máximo pico de potencia a 1/8 y no a 1/1, como debería ser. Pero es por que es barato. Pero a nosotros nos hace la función muy bien, para lo que le necesitamos. Los otros dos son dos Metz que dan más caña un 48 y un 58, puestos a 1/16 para conseguir velocidad suficiente para parar las aves y potencia para iluminarlas; que si no pusieramos el de detrás de relleno a tope de potencia se le comerían y no se notaría el relleno trasero.

Espero haberme explicado bien.

Saludos,

Jesús

Tomás dijo...

Gracias por la respuesta, la verdad es que me encantaría participar en alguna de estas salidas para aprender y compartir
un saludo y hasta pronto

Lourdes y Jesús dijo...

Tomás, cuando quieras no tienes más que darnos un toque y se organiza alguna salida. Nosotros encantados.

Saludos,


Jesús

rsrevuelta dijo...

Muchas gracias por compartir vuestros conocimientos. Las fotos son un gustazo. Soy amante de la naturaleza y la fotografía. ¿Me podríais facilitar algo de información sobre la barrera de infrarrojos? Dónde comprarla, marca o modelo, algún enlace interesante... cualquier cosa me vale porque parto de cero. Muchas gracias de nuevo, me dais mucha envidia de poder compartir juntos una afición tan bonita. Saludos.
rsrevuelta@gmail.com

Julia Silva dijo...

Buenos días Jesús,comprendo lo del enfoque en manual,pero no lo del retardo de la barrera, a que te refieres?

Julia Silva dijo...

Jesús las fotos las haces con un gran angular no?

Julia Silva dijo...

Hola Jesus.El punto de enfoque donde lo pones ? aun no me he atrevido a poner en practica mi barrera por que no tengo claro muchas cosas,gracias y un saludo.

Publicar un comentario